Valiente Granja de Cocodrilos

Un grupo de turistas al visitar una granja de cocodrilos fueron llevados a una estructura flotante en medio de una laguna rodeados de estos peligrosos animales.

El dueño de la granja de cocodrilo lanzó un desafío a todos sus invitados: «Quien se atreva a saltar, nadar hasta el borde y sobrevivir, será galardonado con 1 millón de dólares».

El silencio fue ensordecedor y nadie se atrevió a moverse.
De repente, un hombre saltó al agua.

Desesperadamente nadó hacia la orilla mientras era perseguido por los cocodrilos. Con enorme suerte, salió de la laguna llevándose la total admiración de los otros compañeros.


El dueño de la granja de cocodrilos anunció:
«Increíblemente tenemos un valiente ganador». Después de cobrar su recompensa y que todo había terminado, la pareja volvió al hotel. Al llegar el gerente del establecimiento le dijo: Lo felicito, fue muy valiente de su parte saltar.

El hombre contesto: ¡Yo no salté, alguien me empujo!
Su esposa sonrió y fríamente dijo: «Sepalo bien: todo, todo lo que este hombre ha logrado ha sido gracias a que siempre lo he empujado»

Moraleja:

«Detrás de cada hombre exitoso, hay una mujer poderosa…que lo empuja».